Menú

10 rockeros que fueron maestros de escuela

11/09/2018 - Retro, Destacados
10 rockeros que fueron maestros de escuela

Desde 1957, cuando Chuck Berry compuso “School Days”, el rock and roll y la escuela han mantenido una relación incómoda. En 1979, Pink Floyd clamaba que “no necesitamos educación’ y en 1989 Attaque 77 denunciaba que “hay una bomba en el colegio”. Pero aún así, algunos de los más grandes rockeros de la historia han sido maestros de escuela.

Sting

En los años 70, antes de ser el bajista de The Police, intentó enseñar sobre las cosas que más lo apasionaban. “Me sentía en el infierno mientras enseñaba”, reconoció. “Por eso les enseñaba a los niños solo lo que me gustaba y lo que me inspiraba y disfrutaba, básicamente el fútbol y la poesía”. Pero la experiencia fue útil para escribir el hit “Don’t Stand So Close to Me”. “Quería escribir una canción sobre sexualidad en el aula”, dijo. “Hice la práctica docente en escuelas secundarias y me pasó que chicas de 15 años se me insinuaran. Cómo hice para mantenerme alejado de ellas realmente no lo sé”.

Gene Simmons

En los años 70, los alumnos tal vez se hayan visto atemorizados cuando el bajista de Kiss, Gene Simmons, enseñaba en el sexto grado de una escuela de Nueva York. “La razón por la que renuncié después de seis meses es porque descubrí la verdadera razón por la que me convertí en maestro”, contó Simmons. “Fue porque quería subirme al escenario y que la gente se fijara en mí. Tuve que renunciar porque ese escenario era demasiado pequeño. Cuarenta personas no eran suficientes. Yo quería 40.000”.

Brian May

El guitarrista de Queen tiene un doctorado en astrofísica, por lo que probablemente no sea una gran sorpresa que en los años 70 haya intentado enseñar matemáticas en la Stockwell Manor School de Brixton. “Una de mis experiencias más desastrosas fue cuando traté de enseñar en segundo grado rectángulos, pentágonos y hexágonos. Tuve la idea de dejarlos cortar papel de colores con tijeras”, recordó May. “Me dieron: ‘¿Vas a llevar tijeras en serio al segundo grado?’ Media hora después de la lección, todos se estaban peleando con las tijeras: se cortaban las orejas, los pies y las manos y había sangre y papel por todas partes. Recuerdo haber pensado: ‘Nunca volveré a intentar esto'”.

Miguel Mateos

Además de la música, Miguel Mateos ha encontrado en la docencia una fuente de ingresos. “Desde hace muchos años soy profesor de inglés y me he ganado la vida dando clases, ha sido una actividad que me ha dejado mucho”, contó. Esto incluso se ve reflejado en sus composiciones: “Primero voy escribiendo frases en un cuaderno, luego las junto y cuando tengo la melodía, empiezo a tararear en inglés, ya que es una lengua que no tiene acentuación y me permite escribir más rápido”.

Mark Knopfler

Haciendo todo lo posible para llegar a fin de mes, Mark Knopfler, líder de Dire Straits, comenzó a enseñar inglés en el Loughton College. “Finalmente conseguí un trabajo de maestro de inglés en una universidad, el cual estuve encantado de tener porque resultó ser una verdadera influencia estabilizadora”, dijo. “Había clases de guitarra en la universidad, y había un maestro de guitarra con quien solía tocar. Además, también salía a las escuelas rurales y enseñaba a los niños a tocar la guitarra y cantaba algunas veces a la semana”.

Art Garfunkel

Cuando el dúo Simon & Garfunkel se separó, en 1970, Art Garfunkel se dedicó a enseñar matemáticas en la Litchfield Private School de Connecticut. “Cuando nos separamos, conseguí contratos discográficos con diferentes sellos, pero no tuve éxito”, reconoció Garfunkel. “Hubiera sido cómodo ser docente. Me apoyé en la escuela secundaria para enseñar a los niños y ganar un dinero decente. Ese fue mi primer instinto sobre lo que podía hacer para ganar dinero”.

Todd Rundgren

A diferencia de aquellas que abrazaron la enseñanza al comienzo de sus carreras para tener algo de dinero, Todd Rundgren fue honrado en 2016 con un puesto de artista residente en la Universidad de Indiana. “Obtengo el beneficio de sus ideas y descubro qué es importante para ellos”, dijo de sus alumnos. “Conocés personas que te inspiran. Escuchás sobre la imprudencia de la juventud, y luego ves que son serios y se centran en el futuro, y tengo la suerte de obtener esa tranquilidad”.

Bryan Ferry

Después de la universidad, Bryan Ferry enseñó arte y cerámica en la escuela Hammersmith de Londres. “Cuando estaba armando Roxy Music esta escuela me preguntó si podía enseñar cerámica dos días a la semana”, dijo Ferry. “Eso fue divertido, todas las estudiantes eran niñas. Era un ambiente muy bueno, escuchábamos música durante las clases, dejaba que las chicas trajeran sus propios discos, y luego en las noches ensayaba con la banda”.

Sheryl Crow

Después de graduarse en la universidad, Sheryl Crow enseñó música en la Escuela Primaria Kellison en Fenton, Mississippi. Era su forma de pagar las cuentas mientras escribía jingles. Pero antes de que los jingles la llevaran a hacer coros para Michael Jackson, disfrutó de su tiempo en el aula. “Realmente me encantó, y creo que fui una buena maestra, pero era joven y sentía que si alguna vez iba a seguir con la composición de canciones, necesitaba hacerlo bien”, dijo.

Dennis DeYoung

Antes de conseguir el éxito como cantante de Styx, Dennis DeYoung enseñó música a estudiantes de secundaria en los suburbios de Chicago. “Salí de la universidad con un título en educación, y era profesor de música”, dijo. “Encontré a la enseñanza como una de las profesiones más nobles, y está realmente infravalorada. No sé sobre otras culturas, pero ciertamente sí lo está en nuestra cultura”.

Nota relacionada: