Menú

Def Leppard celebra hoy los 30 años de “Hysteria”

03/08/2017 - Noticias, Retro
Def Leppard celebra hoy los 30 años de “Hysteria”

Después de pasar por algunos momentos tormentosos, el 3 de agosto de 1987 la banda británica Def Leppard publicaba “Hysteria”, un ambicioso disco que con el correr del tiempo se convertiría en el más exitoso de su carrera, vendiendo más de 25 millones de copias en todo el mundo.

El álbum es el sucesor de “Pyromania”, lanzado en 1983. Gracias a canciones como “Photograph”, “Rock of Ages” y “Foolin”, ese tercer disco había convertido a estos cinco chicos de Sheffield, Inglaterra, en estrellas de rock en gran parte del mundo, especialmente en los Estados Unidos, terminando el tramo americano de la gira tocando ante 55.000 fans en el estadio Jack Murphy de San Diego.

La creación de “Hysteria” duró tres años y estuvo plagada de retrasos, incluyendo las secuelas del accidente automovilístico del 31 de diciembre de 1984 que le costó su brazo izquierdo al baterista Rick Allen. Después del lanzamiento del álbum, Def Leppard publicó un libro titulado “Animal Instinct: The Def Leppard Story”, escrito por el editor senior de la revista Rolling Stone, David Fricke, sobre el proceso de grabación de “Hysteria” y los tiempos difíciles que la banda superó a mediados de los años 80.

“Hysteria” fue producido por Robert John “Mutt” Lange. El título del álbum fue pensado por Allen, refiriéndose a su accidente automovilístico y la posterior cobertura mediática mundial que lo rodeaba. Es también el último álbum en presentar al guitarrista Steve Clark, fallecido en enero de 1991, aunque algunas canciones co-escritas por él aparecerían en el disco siguiente de la banda, “Adrenalize” (1992).

Con 62 minutos y medio de duración, el álbum fue, en ese momento, uno de los más extensos jamás publicados en un solo disco de vinilo.

“Hysteria”, una obra maestra del rock meticulosamente elaborada con elementos de pop, new wave, glam, e incluso rap, se convirtió en uno de los álbumes definitorios de los años 80. El álbum generó siete extraordinarios singles de éxito en el Billboard Hot 100, incluyendo seis Top 20, todo un récord para una banda. Entre ellos: los Top 10 “Histeria” (Nº 10), “Pour Some Sugar on Me” (Nº 2), “Love Bites” (su único número 1) y “Armageddon It” (Nº 3). En total, “Hysteria” pasó 78 semanas en el Top 10 del Billboard 200, el mayor número de semanas en el Top 10 para un álbum de una banda de rock en los 61 años de historia del chart.

Sin embargo, semejante éxito aún era incierto aquel 3 de agosto de 1987. En todas las entrevistas recientes, los miembros de la banda y los demás personajes involucrados en la creación y comercialización del álbum hablan de un largo camino plagado de dudas, dolor, alegría, drama, desventuras y, finalmente, un tremendo triunfo.

En una reciente entrevista, el guitarrista Phil Collen comentó: “Mutt dijo: ‘Miren, todo el mundo está copiando ‘Pyromania’, así que no vamos a hacer ‘Pyromania 2’. Debemos hacer una versión rockera del ‘Thriller’ de Michael Jackson, algo que cruce los géneros’. Ese fue el modelo que queríamos seguir. Queríamos hacer un híbrido. ‘Animal’, ‘Gods of War’ y ‘Armageddon It’ fueron las primeras canciones. Pensamos que ese material era genial porque era diferente de las cosas de ‘Pyromania’. Yo era un gran fan de Prince y The Police, así que estaba escribiendo elementos de eso… de Frankie Goes to Hollywood, Duran Duran, Billy Idol. Estábamos tratando de conseguir el sonido de la guitarra de The Fixx, aunque nunca lo logramos. Queríamos sonar como una mezcla de eso y Andy Summers. Fallamos miserablemente, pero ese es el sonido que está en ‘Animal’ y ‘Love Bites””.

En agosto de 1984, Def Leppard se instaló en Holanda para comenzar a trabajar en el disco. Collen explicó: “La compañía discográfica era propietaria de un estudio en Hilversum, en las afueras de Amsterdam. Era un gran estudio y un gran ambiente. El problema era que estábamos gastando demasiado dinero, así que terminamos yendo y viniendo a un pequeño estudio de jingles en Dublín. Estábamos tratando de ser conscientes del presupuesto porque se nos estaba yendo de las manos. La gente del sello nos preguntaba cómo iba el disco, y teníamos una horrible deuda de 4,5 millones de dólares, que sigue siendo enorme ahora, pero en ese entonces era una cantidad ridícula de dinero para gastar en un álbum”.

En principio, “Hysteria” iba a llamarse “Animal Instinct” con producción de Lange, pero éste abandonó las sesiones de pre-producción, citando un enorme agotamiento producto del enorme trabajo de los últimos años. Apareció la figura del compositor Jim Steinman, pero la intención de Steinman de hacer un disco con un sonido más crudo entró en conflicto con el interés de la banda en crear una producción pop más limpia. Tras el alejamiento de Steinman producto de una insatisfactoria grabación de “Don’t Shoot Shotgun”, la banda intentó producir el álbum con el ingeniero de Lange, Nigel Green, sin éxito, y las primeras sesiones de grabación fueron completamente desechadas.

En medio de esa situación creativa conflictiva, el 31 de diciembre de 1984, el baterista Rick Allen perdió el brazo izquierdo cuando su Corvette se estrelló en un camino rural en Sheffield. Como consecuencia del accidente, la banda aceptó la decisión de Allen de volver a tocar la batería a pesar de su discapacidad, utilizando una combinación de batería acústica/electrónica con un conjunto de pedales que dieron el sonido (vía MIDI) de lo que habría tocado con el brazo izquierdo.

“A veces, al principio, sentía que ya no podía hacer esto. Lo que realmente me ayudó fue que Mutt vino a visitarme y me habló de poder hacerlo, pero de una manera diferente. Empecé a pensar por mi cuenta que lo peor que podía hacer era compararme con los demás o compararme con la forma en que tocaba antes. Tan pronto como abracé la idea de singularidad, entonces realmente empecé a salir de mi caparazón”, explicó Allen.

Def Leppard avanzó poco y nada hasta que Mutt Lange regresó sorpresivamente un año más tarde. Por otro lado, Allen empezó a dominar su set de batería hecho a medida. Sin embargo, las sesiones se retrasaron aún más por un accidente de auto del propio Lange que tuvo lesiones en las piernas pero se recuperó rápidamente, y un ataque de paperas sufrido por el cantante Joe Elliott en 1986.

“Lo de la maldición de Def Leppard es pura mierda”, comentó recientemente Elliott. “Es completa basura. Si hay una maldición se terminó hace mucho tiempo. Sólo pasamos por unos momentos horribles. He visto bandas separadas porque no les gustaban los sándwiches o no les gustaba la forma en que se peinaban. Sobrevivimos a algunas de las experiencias traumáticas más grandes y todavía estamos aquí para hablar de eso”.

Las sesiones de grabación finales para “Armageddon It” y “Pour Some Sugar on Me” tuvieron lugar en enero de 1987, pero Lange pasó otros tres meses mezclando las pistas. El álbum fue finalmente publicado en todo el mundo el 3 de agosto de 1987, con “Animal” como el primer single en la mayoría de los países a excepción de los Estados Unidos y Canadá, donde “Women” fue el primer sencillo.

El ejecutivo Cliff Burnstein afirmó que la banda necesitaba primero volverse a conectar con su público de hard rock antes de publicar singles más acordes con el Top 40. La estrategia resultó contraproducente debido a que “Women” no tuvo un gran impacto en el Billboard Hot 100, alcanzando sólo el puesto 80.

Curiosamente, en el sobre interno del álbum, la banda pidió disculpas por la larga espera entre álbumes (desde “Pyromania” de 1983) y se comprometió a no hacer esperar tanto a los fans para editar un nuevo álbum. Los acontecimientos posteriores, como la muerte de Steve Clark, hicieron que la banda no pudiera cumplir con su promesa.

Afortunadamente para el grupo, su popularidad en su tierra natal había crecido significativamente en los últimos cuatro años e “Hysteria” encabezó las listas en el Reino Unido en su primera semana de lanzamiento. El álbum también fue un gran éxito en otras partes de Europa. En los Estados Unidos, sin embargo, Def Leppard luchó en un principio para recuperar el impulso de “Pyromania”, debido a su prolongada ausencia.

El éxito del cuarto single, “Pour Some Sugar on Me”, impulsaría el álbum a la cima del Billboard 200 de los Estados Unidos casi un año después de su lanzamiento. En la edición de Billboard del 8 de octubre 1988, Def Leppard ocupaba el puesto número uno tanto en singles como en álbumes, con “Love Bites” e “Hysteria”, respectivamente.

“Hysteria” continuó dominando las listas de álbumes en todo el mundo durante tres años. La RIAA lo certificó 12 veces platino en los Estados Unidos en el año 2009. “Hysteria” se sitúa actualmente como el número 51 dentro de los álbumes más vendidos de todos los tiempos en los Estados Unidos. Ha vendido más de 25 millones de copias en todo el mundo.

“Lo que me sorprende ahora, cuando escucho el álbum, es que suena como un nuevo género de música. Tiene un poco de todo. Funcionó. Valió la pena todo ese esfuerzo. Cuando lo estábamos haciendo, Mutt dijo: ‘pueden ser una buena banda, pero hagámoslo de maravilla. Eso significa que vamos a necesitar mucho más trabajo, para que todos podamos estar sentados aquí en 20 años y estar hablando de esto’. Así que aquí estamos, 30 años después y todavía estamos hablando de eso. Tenía toda la razón”, sentenció el guitarrista Phil Collen.