Menú

Falleció Lorraine Gordon, ex dueña del club de jazz Village Vanguard de Nueva York

10/06/2018 - Noticias
Falleció Lorraine Gordon, ex dueña del club de jazz Village Vanguard de Nueva York

Lorraine Gordon, ex propietaria del legendario club de jazz Village Vanguard de Nueva York, falleció el sábado por la mañana (9 de junio) en Manhattan. Tenía 95 años.

Lorraine Gordon, la viuda del fundador y dueño de Vanguard, Max Gordon, murió por complicaciones de un derrame cerebral, dijo el gerente del club de Greenwich Village, Jed Eisenman, a The New York Times.

El Vanguard abrió sus puertas en 1935 y fue anfitrión de artistas legendarios como Miles Davis, John Coltrane y Bill Evans. Lorraine Gordon, una amante del jazz, tomó el timón como propietaria 54 años después, tras la muerte de Max en 1989. Desde entonces, había contratado artistas y manejado las finanzas del lugar. El club celebró su 80º aniversario en 2015.

“Ella es un verdadero personaje de Nueva York”, dijo Bruce Lundvall, ex presidente y CEO de Blue Note Records, en declaraciones a NPR en 2012. “Es dura, pero es encantadora y maravillosa, inteligente como un látigo. Y dirige el mejor club de jazz del mundo, punto”.

Lorraine Gordon nació bajo el nombre de Lorraine Stein en Newark, Nueva Jersey, el 15 de octubre de 1922. Visitó por primera vez Vanguard en 1940 a los 17 años. Poco después, se casó con el fundador de Blue Note, Alfred Lion, y trabajó en el sello, donde ayudó a promover al legendario pianista Thelonious Monk. Más tarde se divorció de Lion y se casó con Max Gordon, intercambiando trabajo por maternidad y activismo político.

En 2006, Lorraine Gordon publicó un libro de memorias titulado “Alive at the Village Vanguard”, que fue co-escrito con Barry Singer. En 2013, el National Endowment for the Humanities le dio el honor de “Jazz Master”, informa NPR.

Hasta hace muy poco, Gordon seguía yendo al Vanguard al menos una vez por semana. Se sentaba atrás de todo, como una asistente más, y se tomaba su tiempo para saludar con una sonrisa a cada persona que la reconocía.