Menú

Falleció a los 88 años Sonny Burgess, un pionero del rockabilly

21/08/2017 - Noticias
Falleció a los 88 años Sonny Burgess, un pionero del rockabilly

El guitarrista Sonny Burgess, un pionero del rockabilly que alcanzó la fama con sus trabajos en el sello Sun Records, ha fallecido a los 88 años, según se informó.

El Memphis Commercial Appeal dio cuenta de la muerte de Burgess, ocurrida el 18 de agosto en el Baptist Health Medical Center en Little Rock, Arkansas. A pesar de que no se menciona una causa de su fallecimiento, el periódico señala que mantuvo un desempeño activo hasta el último mes, cuando fue hospitalizado después de una caída en su casa.

Nacido en Arkansas, Burgess se acercó a la música a una edad temprana, aunque también era un atleta talentoso que soñaba con jugar al béisbol profesional. Ambos anhelos quedaron temporalmente marginados durante su período en el Ejército durante la Guerra de Corea. Pero a mediados de los años 50, estando al frente de una banda llamada Pacers, que fue telonera de Elvis Presley, forjó una conexión que llevaría a Burgess a sumarse al staff de Sun Records.

Aunque el éxito comercial no estaba en las cartas para los Pacers, los primeros discos en Sun como “Red-Headed Woman”, de 1956, allanaron un singular sendero para los primeros artistas de rockabilly. A finales de los años 60, se retiraría temporalmente de la música, trabajando como vendedor ambulante durante un período, pero el renombre de Burgess creció con el tiempo;

Durante los años 80, los intentos de discípulos musicales como Dave Alvin, el cofundador de Blasters, ayudaron a encender una reaparición que llevó a nuevos álbumes de estudio. Aunque seguía siendo un artista de culto, Burgess trabajó firmemente durante la mayor parte del resto de su vida; De acuerdo con Arkansas Online, en 2014 tenía agendados 100 conciertos al año.

“Siempre escuché a mi papá decir que Sonny era uno de los tipos con los que trabajaba”, dijo Jerry Phillips, hijo del fundador de Sun Records, Sam Phillips. “Sonny tenía su propio y único sonido… que era el más alto elogio que Sam podría darte. Sonny tenía un poco de Howlin’ Wolf en su canto, y por supuesto a mi padre realmente le gustaba eso. Pero Sonny era uno de esos tipos que viajaron por el mundo, tuvieron una larga vida y tuvieron gente que lo amaba por todos lados. Lo vamos a extrañar”.