Menú

Hace 25 años, los Beatles desenterraban rarezas en “Live at the BBC”

30/11/2019 - Retro
Hace 25 años, los Beatles desenterraban rarezas en “Live at the BBC”

En febrero de 1962, el mánager de los Beatles, Brian Epstein, organizó una audición ante los ejecutivos de la BBC Radio. Después de luchar por encontrar un contrato discográfico para la -en ese entonces- desconocida banda, Epstein esperaba que alguna exposición en la radio pudiera llevar al grupo al ansiado contrato.

El productor de la BBC, Peter Pilbeam, quedó impresionado con la audición de cuatro canciones que hizo el grupo y los agendó para aparecer en el programa “Teenagers Turn (Here We Go)”, que se grabaría el 7 de marzo. En aquella primera presentación en la radio, el grupo estuvo confirmado por John Lennon, Paul McCartney, George Harrison y Pete Best (Ringo Starr no se uniría al grupo hasta agosto de ese año).

“Estaban muy nerviosos, obviamente”, recordó Pilbeam más tarde en una entrevista. “Estaba muy impresionado con ellos. Los agendé de inmediato para otra cita después de ese primer show”.

Así comenzó una relación que duraría aproximadamente tres años, con los Beatles entregando 52 presentaciones en la BBC entre 1962 y 1965. Décadas más tarde, las grabaciones de estos programas conformarían el álbum recopilatorio “Live at the BBC”.

A medida que el grupo evolucionaba de incipientes rockeros a convertirse en la banda más grande del planeta, las grabaciones de BBC Radio se hicieron más valiosas. La demanda no hizo más que aumentar una vez que los Beatles se separaron. Durante años, los fans intercambiaron copias pirateadas de esas actuaciones, muchas de ellas con una pésima calidad de audio y algunas hasta grabadas de la radio.

Las conversaciones sobre un álbum oficial con material de la BBC comenzaron en 1982, cuando la cadena británica presentó un especial de dos horas titulado “The Beatles at the Beeb”. Aún así, no fue hasta 1991 que el proyecto realmente comenzó a tomar fuerza.

Kevin Howlett, el productor de la BBC que también dirigió el especial antes mencionado, tuvo la tarea de rastrear las diversas grabaciones de la banda. Reunir una colección completa de las actuaciones de los Beatles en la BBC fue una propuesta desalentadora, especialmente teniendo en cuenta la orden que imperaba en la emisora en aquellos días de destruir las viejas cintas que ocupaban espacio.

“Hoy eso puede parecer ridículo”, admitió Howlett en una conversación con la revista Sound on Sound. “Para ser justos, había tantas grabaciones en vivo en esos días, porque no se reproducían tantos discos, que si hubieran guardado absolutamente todo, se habría salido completamente de control”.

Afortunadamente, como descubrió Howlett, varios empleados de la BBC se contaban entre los primeros fans de los Beatles y, por lo tanto, guardaron una variedad de cintas de las actuaciones de la banda.

Buscar en los archivos de la cadena permitió rescatar una gran cantidad de grabaciones, pero todavía había muchos registros de esas actuaciones que no estaban en su poder. Para esas, Howlett recurrió a medios alternativos, trabajando con aquellos fans que habían guardado sus propias copias pirateadas de los programas de radio.

Ordenar esa enorme cantidad de material fue sólo el primer paso en este exhaustivo proceso. El paso dos requirió la selección cuidadosa de qué canciones incluir en el álbum. Para esto fue convocado el veterano productor de los Beatles, George Martin.

Martin escuchó cuidadosamente cada canción y cada toma, juzgando la grabación tanto por la calidad técnica como por el nivel de la actuación. A partir de ahí, él y un equipo de ingenieros trabajaron para mejorar digitalmente y remasterizar las pistas y dejarlas en la mejor condición posible. Eventualmente, 56 canciones, así como algunos de los segmentos de entrevistas, se considerarían dignos de ser incluidos en el LP.

Lanzado en el Reino Unido el 30 de noviembre de 1994, y en los Estados Unidos una semana después, “Live at the BBC” desenterró mucho material que anteriormente no estaba disponible comercialmente. Treinta de las canciones nunca se habían interpretado en los LPs de estudio de la banda, incluida la melodía de Lennon-McCartney “I’ll Be on My Way”, que el dúo de compositores había entregado originalmente a Billy J. Kramer & The Dakotas en 1963.

Muchas de esas canciones capturaron a los Beatles rindiendo homenaje a sus héroes musicales, interpretando temas de artistas como Buddy Holly, Ray Charles y Chuck Berry. Por supuesto, varios de los más destacados originales del grupo también aparecieron en el disco, como unas extrañas interpretaciones de “Love Me Do”, “Can’t Buy Me Love”, “I Saw Her Standing There” y “A Hard Day’s Night”.

“Live at the BBC” vendió ocho millones de copias en su primer año de lanzamiento. En sus notas, Howlett describe las grabaciones como “instantáneas auditivas de un grupo que había cumplido su aprendizaje musical y que ahora era irresistible y conquistador”.

En 2013, “Live at the BBC” fue remasterizado y vendido junto con “On Air – Live at the BBC Volume 2”, que incluyó 40 grabaciones adicionales de aquellas sesiones.