Menú

Ozzy Osbourne estrenó “Straight to Hell”, una colaboración con Slash

22/11/2019 - Noticias, Estrenos
Ozzy Osbourne estrenó “Straight to Hell”, una colaboración con Slash

Ozzy Osbourne ha estrenado una segunda canción de su próximo álbum, “Ordinary Man”. Se titula “Straight to Hell” y cuenta con la participación especial del guitarrista Slash.

“En la completamente rockera ‘Straight to Hell’, Ozzy lleva a los oyentes al corazón de la oscuridad -algo falta y no sabés por qué-, con el guitarrista de Guns N’ Roses, Slash, en este viaje diabólico, entregando un fuego abrasador de riffs terrenales”, dijo Epic Records en un comunicado.

“Ordinary Man” verá la luz en 2020. Grabado en Los Ángeles, el álbum presenta al productor Andrew Watt en guitarras, Duff McKagan de Guns N’ Roses en bajo y Chad Smith de los Red Hot Chili Peppers en batería.

Este será el primer álbum solista de Osbourne desde “Scream”, publicado en 2010. El material fue registrado mientras el músico se recuperaba de una caída sufrida en su hogar, que le hizo cancelar todo el calendario de conciertos para este año.

Este nuevo proyecto, que Ozzy ha llamado “el mejor álbum que he hecho”, se terminó en solo cuatro semanas y surgió de su reciente trabajo con el rapero Post Malone. Agregó que crear el material para ello lo ayudó en su recuperación.

En una entrevista con The Sun, Osbourne dijo que la colaboración con Malone lo llevó a trabajar con Watt en este nuevo disco, que aún no tiene título. “Nunca había oído hablar de este chico”, comentó sobre Post. “Él quería que yo cantara su canción ‘Take What You Want’, así que lo hice, y luego una cosa llevó a la otra”.

Osbourne continuó diciendo que el disco es “el catalizador para llevarme a donde estoy hoy”. El rockero de 70 años se ha visto complicado este año por una serie de problemas de salud, pero trabajar en el estudio aparentemente ayudó a su estado mental.

“Si no fuera por hacer este disco todavía estaría pensando ‘Voy a estar acostado aquí para siempre’. Extrañaba mucho la música”, explicó. “Mis fans son muy leales y muy buenos. Hasta que hice el álbum pensé que me estaba muriendo. Pero eso me sacó de quicio… El álbum se terminó en cuatro semanas”.

Hace dos semanas, Osbourne había publicado el single “Under the Graveyard”.